Fitur 2018

Domingo, 29 Octubre 2017 18:47

Promoción, si o no?

Valora este artículo
(2 votos)

Sergio Gonzalez

 

 

 

 

 

 

Siempre se ha hablado de la necesidad de campañas de Promoción, Publicidad y Relaciones Públicas para nuestros destinos turísticos; el tema se ha discutido y debatido incansablemente desde que tengo memoria en Quintana Roo.

 

En los ochentas se discutía con la existencia de aquel Fondo Mixto tripartita, en el que aportaban el Gobierno Federal, Gobierno Estatal y Hoteleros organizados y se debatía por las decisiones en cuanto a la mejor Agencia de Publicidad y el sentido de las campañas; años dorados aquellos de la “Isla legendaria de placeres milenarios”, la Agencia Saatchi & Saatchi y como olvidar al desaparecido Consejo de Promoción Turística (COPROTUR), que liderara con entusiasmo nuestro querido amigo Pancho López Mena.

 

La disolución de los Fondos Mixtos, porque ya desde entonces el Gobierno del Estado no ponía su parte, y luego la desaparición del Consejo, aquel que lanzara por primera vez la brillante campaña “Cancún Tiene Estrellas”, derivó en el nacimiento de los Fideicomisos de Promoción Turística con la creación del Impuesto al Hospedaje, por aquel tiempo de un 2%, con la venia y padrinazgo del Gobernador Mario Villanueva Madrid, hoy recluido en la sombra.

 

Los empresarios discutíamos, proponíamos, debatíamos desde la Coparmex, en la AMAV, y por supuesto en la Asociación de Hoteles; a veces nos escuchaban, muchas otras no, pero al final a tiros y jalones teníamos una Promoción Institucional, con entes oficiales bien reconocidos y estructurados y aunque no siempre satisfacían las estrategias, existía un recurso suficiente y se empleaba de alguna manera consensuada.

 

cancun4
El inicio de la debacle comenzó cuando al genio de Félix González de triste memoria se le ocurrió incrementar en 50% el impuesto para pasar del 2 al 3% lo que significaba alrededor de unos 10 millones de dólares adicionales al año con la excusa de que el nuevo incremento iría destinado a obras de infraestructura turística. Nada más falso, la “ocurrencia” en realidad sirvió para fondear en buena medida la campaña proselitista de un tal Roberto Borge, ilustre desconocido por aquel tiempo, sin que se destinara un solo peso ni a la promoción ni a la obra pública.


Borge llego al poder y la historia ya la sabemos, no sólo no se transparentó el punto porcentual adicional sino que paulatinamente fueron descendiendo los recursos para los fideicomisos de promoción, provenientes del impuesto al hospedaje, se incrementaron los adeudos, se redujeron las acciones de promoción hasta que finalmente se des etiquetó el recurso por Decreto, se disolvieron los Comités Técnicos y prácticamente la promoción quedó a la deriva y sujeta solo de las decisiones unilaterales, arbitrarias y egocéntricas del prepotente gobernador. Luego se habló de desvío de recursos y todo lo que ya sabemos, razones entre muchas otras, por las que nuevamente hay un ex Gobernador recluido en la sombra.

 

Todos estos años hemos hablado y discutido sobre la necesidad de más y mejor promoción para el Caribe Mexicano. El querido Fernando García Zalvidea que en paz descanse se desgastaba y se agotaba con incansable vigor en el tema, igual que otro entrañable que se nos adelantara también, el buen Roberto Cintrón Díaz del Castillo; sus señalamientos eran motivo de debate y discusión, pero siempre positivos en torno a la necesidad de más y mejor Promoción.

 

Hoy más de tres décadas después, dos ex gobernadores en la cárcel, otro desprestigiado, desacreditado y odiado pero aún con fuero; Fideicomisos casi inactivos; muchos pero muchos miles de cuartos más y una mayor y mejor oferta turística, seguimos hablando discutiendo y debatiendo sobre la necesidad de Promoción, pero me parece que nunca más importante y mas necesaria que en este momento por muy diversas razones, algunas que me permito exponer a continuación para mis ocho lectores.

 

La ola de inseguridad y de violencia que se ha desatado por todo el país, producto de la competencia del crimen organizado por la distribución de estupefacientes, nunca antes vista, obliga por una parte ciertamente a combatirla, pero por otra a promover la parte positiva y atractiva de México y sus destinos turísticos.

 

Riviera Maya

 

Es innegable y estoy absolutamente convencido de que hay mucha mayor inseguridad en otras partes del mundo; que hay ciudades mucho más violentas en Estados Unidos que en Cancún y que hay actos no solo delictivos sino hasta terroristas en tantas y tantas ciudades del mundo, que no se pueden comparar con nuestros índices. La seguridad para los turistas NO está garantizada en ninguna parte del mundo. Lo mismo fueron atacados turistas inocentes en el desierto de Egipto, que baleados en un museo en el mismo país; lo mismo fueron víctimas de atentados violentos, lamentables y condenables, turistas en París, en Madrid, en Londres que en Orlando y finalmente Las Vegas tristemente también se cubrió de luto y consternación ante la mirada atónita del mundo.

 

De manera que si bien no somos por mucho el único ni el mas riesgoso destino turístico del mundo, si requerimos de una intensa, creativa y extensiva campaña de promoción que ponga en alto los valores, las riquezas y los atractivos del Caribe Mexicano, para que sea eso, lo que mostremos al mundo en lugar de las notas rojas y amarillas.

 

Hoy tenemos en Quintana Roo posiblemente al mejor Gobernador de su historia, el que llega con más legitimidad, con mas popularidad y con más cariño de la gente que ninguno; el que logra la alternancia sin violencia, el que gana con contundencia las elecciones y al mismo tiempo hoy estamos más ausentes de Promoción Turística que nunca en el momento mas necesario.

 

Necesario también porque ante los repetidos embates meteorológicos, debemos por una parte demostrar que nosotros estamos de pie, con nuestra infraestructura intacta y que no quede ninguna duda de ello, e importante también porque aunque pueda ser triste lo acontecido en otras islas, Cancún y la Riviera Maya concretamente pueden y deben legítimamente aprovechar las ventajas que el entorno de mercado puede ofrecer. Lamentamos lo que ocurra a nuestros hermanos en el Caribe, pero si los mercados no dejan de viajar, quienes estamos de pie debemos aprovecharlo, es ley de oferta y demanda y regla base de economía. Ante ello, PROMOCIÓN.

 

buceo 

Importante también porque ante los lamentables sismos en la Ciudad de México y otros Estados, Quintana Roo puede seguir siendo un hermano y un brazo de soporte al ofrecer empleo a otros necesitados, puede seguir contribuyendo como lo ha hecho, a la economía de todo el País con sus flujos de divisas, su generación de empleos y su imagen y puede sin duda generar también flujos de turistas a otros Estados vía circuitos y conexiones.

 

El tema del alcohol adulterado finalmente, que ha sido motivo de abusivos y tendenciosos comentarios por parte de medios en el extranjero, de periodistas desinformados y de competidores, entre otros, requiere también de una estrategia de promoción.

 

La autoridad en la materia (COFEPRIS) practicó auditorias en mas de 200 bares y hoteles y solo encontró dos casos de alcohol adulterado en un par de ellos NO turísticos.


El impacto negativo del alcohol adulterado y sus consecuencias debería contrarrestarse con una campaña que destaque el enorme número de Hoteles y restaurantes de Cancún y Riviera Maya que cuentan con Distintivos H, 5 Diamantes y una serie de Certificados que dan cuenta de la Calidad que se ofrece en el destino. Un par de lamentables casos de turistas agraviados, son nada en comparación de los millones y millones de turistas que nuestros destinos reciben cada año con muy satisfactorios comentarios y altos porcentajes de repetición, y esto no lo estamos comunicando al mundo como se debiera.

 

Hoy irónicamente, teniendo a uno de los mejores Gobernadores con enorme voluntad, tenemos también una de las más débiles estrategias de comunicación hacia el exterior en el momento más necesario. Es por ello que hay que apoyar al Gobernador.

 playas cancún

 

Hay mucho talento en la industria turística y podría ser tomado en cuenta. Es urgente por todo lo expuesto, implementar no solo acciones contundentes en seguridad para revertir la Alerta de Viaje de los Estados Unidos, que es como una simple tarjeta amarilla en el futbol, sino al mismo tiempo, una adecuada Estrategia de Marketing y Relaciones Públicas para el Caribe Mexicano hoy casi inexistente.

 

No le gustará a algunos esta afirmación, pero lamentablemente es verdad y no lo dice quien esto escribe, es vox populi, aquí y allende las fronteras.

 

Hay que destinar, recursos, talentos, estrategia y poner manos a la obra, requerimos Promoción.

 

 

Otros Artículos del Columnista

 

 

 

Visto 114 veces

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.

··CON EL APOYO DE:

 logo uiptdomcarlos125x125jooble 125naturalaeGran HotelFitur 2018compartiendo turismoLogoRedRRPPpensar

BannerHoritzontal1BannerHoritzontal1